corregimientos de Pelaya y Pailitas dicen chao a las carísimas pipetas –

0
269

      “Yo decía, Dios mío cuando llegará el gas aquí a mi pueblo, a mi Costilla. Dios mío, dame esa oportunidad de verlo para descansar de tanto humo, de tanta buscadera de leña”, eran los anhelos de Farídes Vides Bustamante, habitante del corregimiento de Costilla y que hoy, a sus 76 años, ha cumplido su sueño: tener gas domiciliario, gracias al Gobierno del Cesar.

      Así como Farídes, 191 familias de Costilla y San Bernardo, ya pueden gozar del servicio de gas en sus hogares, dejando en el pasado, las épocas en que debían cocinar en fogones de leña, estufas eléctricas o pagar costosas pipetas, mejorando su calidad de vida, de la mano del gobierno departamental.

     “Estamos muy agradecidos con el Gobierno del Cesar, porque nos cumplió, esto cambia completamente la vida de uno. Aunque sabíamos que el humo es malo para la salud, optábamos por la leña. Es que una pipeta es muy costosa y dura poco, generalmente las familias aquí son numerosas y para cocinar tres veces al día la economía no da para tanto. Ya podemos estar tranquilos”, apuntó Ángela Alvarado, habitante de San Bernardo.

      Con una inversión de más de $367 millones, esta obra contempló la instalación, sin cargos por conexión para las familias beneficiarias, del conjunto de redes, tuberías, accesorios y equipos que integran el sistema de suministro del servicio de gas licuado de petróleo (GLP), desde la red principal al inmueble del usuario residencial.

     La llama de esperanza que marca un antes y un después en la historia de la zona rural de Pelaya también se enciende en Pailitas, donde la gobernación del Cesar dio inicio a la construcción de acometidas domiciliarias, para llevar el gas a 218 hogares de La Floresta y 341 de Palestina.

      “La llegada del gas a Palestina es una bendición, que nunca pensé que iba a llegar, la emoción que siento es más grande que las palabras. Cuando llegue ese gas nuestra vida va a cambiar. Estamos muy agradecidos con la Gobernación”, expresó emocionada Lexi Luz Ceveriche, habitante de Palestina.

      En estos corregimientos, la inversión que hace el Gobierno del Cesar por usuario es de $1.495.190, valor que corresponde a la construcción de las conexiones y redes internas de gas natural de los usuarios estrato 1.

     El gobernador Andrés Meza, dijo que el proceso de gasificación se está cumpliendo en todo el departamento, tal como lo contempla el Plan de Desarrollo Departamental, encaminado a mejorar la calidad de vida de la población de estratos más bajos, disminuir los casos de enfermedades respiratorias, mitigar la tala de bosques y otras especies vegetales: “por eso estamos llevando gas natural a todas las zonas rurales de los municipios, ya estuvimos en San Diego, Curumaní, Chiriguaná, Pueblo Bello, González, Tamalameque, San Martín y seguiremos llegando a más sectores para dignificar la vida de todos los cesarenses”.


Source link