http://joanpa.com/news/2011/01/que-le-trae-la-numerologia-en-el-nuevo-ano

Qué le trae la Numerologia en el Nuevo año

Qué le trae su número en el 2011 / El reportaje de Yamid Amat

Por: YAMID AMAT – ESPECIAL PARA EL TIEMPO

Dos personas con el mismo signo del zodiaco pueden ser muy diferentes si su número no es el mismo.

Foto: Mauricio Moreno / EL TIEMPO

Samantha Nheru explica el lenguaje de la numerología y las predicciones para este nuevo año.

Samantha Nheru, su nombre profesional, es numeróloga, escritora, máster y trainer internacional en programación neurolingüística, con amplia experiencia. Conferencista y consultora.

¿Qué tanto influyen en una persona los números?

Mi marido es tauro y yo también; deberíamos ser iguales ó parecidos. Sin embargo, somos muy diferentes, por decisión numerológica.

¿Qué es la numerología?

Es una herramienta de conocimiento interior: nació con el principio de los siglos, la tienen todas las religiones, aparece a través de Pitágoras en el siglo VI antes de Cristo.

Cada persona tiene un número.

Sí. Se sabe por su fecha de nacimiento y cada persona tiene un animal que lo representa.

¿Cómo es el #1?

El animal del #1 es la cabra. Su símbolo es el sol y es una persona que viene a la vida a liderar. Es el número que maneja el ego. La palabra positiva que lo caracteriza se llama liderazgo. Su palabra negativa, crítica. Son muy críticos. A la cabra le gusta escalar, tomar posiciones, mostrarse, no tienen problema en pelear con otras cabras por el liderazgo. Caminan por los desfiladeros y arriesgan todo por manejar su vida como ellos quieren.

¿Los que son #2?

El animal del #2 es el ganso. El 2 viene a ser el hombro donde la gente llora. Siempre oye a todo el mundo y siempre habrá gente diciéndole “ayúdeme”. Es un ser generoso y sensible. Su palabra positiva es armonía, equilibrio. La negativa, inseguridad. Son celosos, territoriales. Es el número que más tiene que trabajar la autoestima. Son perfeccionistas y se ofenden con facilidad. Pero cuando tienen un amigo, es para toda la vida.

¿Los del #3?

La mariposa los caracteriza. Vienen a la vida a ser felices y a enseñarle a la gente a ver la vida con optimismo. Su palabra positiva, alegría. Es el eterno adolescente. Por eso debe cuidarse de su lado negativo: la superficialidad. Eso le impide aprovechar todo su potencial. Es el numero con más suerte y más alegre, pero como es una mariposa y es mimética, se contagia de lo negativo. Son simpáticos, polifacéticos, creativos, pero pueden ser también superficiales y miméticos.

¿Y cómo son los #4?

Son hormiguitas. Vienen a la vida a trabajar y a construir un mundo mejor. La palabra positiva es constructor. La negativa, pesimismo. Es el número más realista. Es tan realista que se vuelve pesimista. Son responsables, juiciosos, organizados, metódicos, psicorígidos. “Las cosas son así porque así tienen que ser”. Tercos como mulas, pero responsables. Uno puede confiar totalmente en ellos. Lo negativo es que son pesimistas y son los ‘Santo Tomás’ físicos de la numerología. Como para ellos trabajar es un placer, eso les complica un poquito su vida.

¿El #5?

El 5 es un conejo. Tiene prisa para todo. Su palabra positiva es vitalidad. Es el número más vital, más explosivo y temperamental. Jaime Garzón era un 5: inteligente, creativo, aventurero, arriesgado. Eso es un 5: como a un conejo, nunca lo verá llegar por el mismo camino. Siempre están moviéndose en diferentes niveles porque eso es importante para ellos, ¿Qué tienen que cuidar? La impaciencia, su palabra negativa. Quieren resultados rápidos y se vuelven inconstantes.

¿El #6?

Es un perro, es el espíritu del amor. Como el perro, es sensible, amoroso, leal. Esta siempre dispuesto a servir a los demás. El #6 viene a la vida a amar por encima de cualquier cosa. Su palabra positiva es amor; la negativa, obsesión. Se echa cargas a la espalda que no debe, siempre está sufriendo por amor, por la familia, que es lo más importante para él. Tiene que cuidarse de ser obsesivo: quiere meter a los que ama en una caja de cristal y, cuando no lo logra, sufre, siente que no sirve.

¿El #7?

Es un gato, un extraterrestre. El 7 viene a la vida a descubrir: el cómo, el cuándo y el porqué de la existencia. Son personas que hay que amar, pero no entender. Es misterioso e intuitivo como el gato. Si usted trata de entender a un 7, se enloquece. Ellos tienen momentos de “quiérame, mímeme, consiéntame”, y momentos de “no me toque, no me moleste”. Hay que aceptarlos como son. Son brillantes mentalmente. Es uno de los números más inteligentes que hay.

¿Cuántos números así, extraterrestres tiene la numerología?

El 7 y el 9. Ellos iban para otro planeta y cayeron en este. Son personas con gran intuición, sabios, inteligentes, pero no se ubican en el mundo y eso las deprime. Su lado negativo es la depresión; el positivo, poder mental. Son brujos por principio, pero en estado depresivo no quisieran ni moverse. Son especiales: todo lo miran, lo analizan. Parecen antipáticos, pero es solo su armadura.

¿El # 8?

Es el toro. Vienen a la vida a dominar el mundo material. Su palabra positiva es éxito material. Y la negativa, exceso. Están muy conectados con el dinero. Son perseverantes, disciplinados, esforzados. Les toca vivir cosas como de novela.Como es el número del poder, la vida los prueba con cosas dramáticas. Tienen que cuidarse de los excesos porque cuando al 8 le da por trabajar, se vuelve workoholic; cuando ama, lo hace hasta el infinito; si se va de rumba, no termina.

¿Y el #9?

El 9 es el otro extraterrestre, un espíritu evolucionado. Su palabra positiva es humanidad; la negativa, egoísmo o dispersión. Es el número más humano: son los eternos ‘solucionadores’ de líos de otros, aunque no de los propios. Tienen una capacidad increíble de entender el mundo. Como aprenden fácilmente, tienden a ser dispersos y malgastan su energía. Cuando vibran negativamente, se vuelven totalmente egoístas.

¿Por qué no hay #0?

¡El #0 es Dios!

¿Cómo sabe uno qué número tiene?

Sume el día, el mes, más la suma de los números del año en que nació. Un ejemplo: su fotógrafo, Mauricio, nació el 7 de abril de 1976 y tiene que sumar así: 7 (día) más 4 (mes), lo que da 11. A eso le agrega la suma del año: 1+9+7+6=23. El total es 34. Ahora sume: 3+4= 7. Ese es su número: 7. Hay 4 números maestros: 11, 22, 33 y 44. Cuando la suma de sus números de la fecha de nacimiento es uno de ellos, debe sumar así: si es 11, 1+1=2. Ese es su número. Si es 22, 2+ 2= 4. Con 33: 3+3=6 y así.

Si la suma da un número diferente (13, 14, 15, etc), simplemente haga lo mismo y ese es su número. 

 

El pronóstico, dígito por dígito

  1. Los número 1 están en el año de los cambios, de las oportunidades. Es un magnífico año en el sentido de que es rápido y hay que saber manejarlo. Es un año un poco tenso porque todo es acelerado, pero puede ser el mejor de la vida si uno lo aprovecha.
  2. Están en el año de la familia, el equilibrio, la responsabilidad. Es el verano intenso, cuando uno vuelve a casa. Es un año rico, perezoso, pero bueno y favorece el equilibrio. Es un muy buen año para casarse y también para tener o adoptar hijos.
  3. Entran al otoño y empieza a oscurecer más temprano. Es el año del reconocimiento de lo que usted es. Excelente periodo para incrementar el prestigio. Es bueno en lo profesional, pero también este año mueren cosas espiritualmente. Es algo triste, de soledad en medio de la gente.
  4. Los número 4 tendrán un año muy bueno económicamente si sembraron bien; si no, no van a recoger nada. Es un año para cosas de tierra, sólidas, para comprar un negocio, pero hay que tomarse las cosas con calma.
  5. Están en el momento de invierno. Hay que dejar descansar la tierra y tomarse las cosas con calma. Nada de lo que usted haga va a durar: ni trabajos, ni matrimonios ni sociedades. Entonces hay que abrigarse, calmarse, planear. Prepárese, estudie, pero no empiece nada nuevo.
  6. Tendrán un año lento que favorece todo lo que son relaciones, la familia, el hogar. Si saben aprovechar todo el potencial y la fuerza que tienen, será un magnífico año para ellos.
  7. Los 7 están en el año de la germinación. Buen año para sociedades, para enamorarse, para casarse, para tener hijos. Es un año lento porque hasta ahora está germinando lo que sembró.
  8. Tienen un año nuevo de expansión, de comunicación. Favorece todo lo que son relaciones. Es un año donde todo florece y es un año que trae suerte.
  9. Entran al año del trabajo. Favorece todo lo que tiene que ver con tierra, año de siembra, lo que se ve al futuro. Sin embargo, hay que tener paciencia porque es un año lento.

Envíe sus comentarios y opiniones a: www.yamidamat.com.co

Reparación de lavadoras en Bucaramanga